» Seguridad y calidad del producto

Alertas

Una alerta alimentaria es una situación de posible riesgo para la salud de carácter físico, químico o microbiológico contenido en un alimento.

Las alertas se notifican a través del Sistema Coordinado de Intercambio Rápido de Información, SCIRI, que permite gestionar y coordinar, a nivel nacional, todas aquellas incidencias de la cadena alimentaria que puedan suponer un riesgo para la salud de los consumidores, proporcionando a las autoridades de control una herramienta efectiva para el intercambio de información de manera uniforme.

Las alertas se tipifican en función de una serie de factores, como son la gravedad, morbilidad y mortalidad, población a la que fue dirigido el alimento y la distribución del mismo. Esta tipificación es la que permite definir los niveles de actuación.


El sistema de alertas está diseñado en forma de red, lo que permite mantener una constante vigilancia frente a cualquier riesgo o incidencia relacionada con los alimentos que pueda afectar a la salud de los consumidores.

El objetivo de este sistema es garantizar que los productos que se encuentran en mercado son seguros.Eso se consigue mediante el intercambio rápido de información entre las distintas Autoridades competentes, lo que facilita que se puedan tomarlas actuaciones oportunas sobre aquellos productos alimenticios que pudieran tener repercusión directa en la salud de los consumidores.

En el SCIRI participan, además de la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN) que es la coordinadora a nivel nacional, las Autoridades competentes en materia de seguridad alimentaria de las Comunidades Autónomas y de las Ciudades Autonómicas de Ceuta y Melilla, el Ministerio de Defensa (a través de la Inspección General de Sanidad de la Defensa), la Comisión Europea (a través de la Dirección General SANCO) y la Subdirección General de Sanidad Exterior, Dirección General de Salud Pública y Sanidad Exterior, del Ministerio de Sanidad y Consumo para las notificaciones de riesgos relacionados con la importación de productos alimenticios procedentes de países terceros. Además participan otra serie de organismos/organizaciones mediante convenios de colaboración específicos  en el marco del SCIRI.

El SCIRI a su vez forma parte del sistema europeo – RASFF (Rapid AlertSystemforFood and Feed) y del internacional– INFOSAN (International Food Safety Authorities Network).