» Hidratación

¿Es necesario beber líquidos aunque no se tenga sed?

La sed es la señal de alerta que nos informa de que tenemos un déficit de líquido. Por tanto, cuando empezamos a sentir sed es porque las células ya han perdido agua, comienzan a contraerse y se transmite un mensaje al cerebro activándose esta sensación.

Por eso, es necesario beber antes de tener sed. Esto es aún más importante en grupos de población o en situaciones en las que puede llegar a desaparecer la sed, como al practicar actividad física o en el caso de las personas mayores.

Los deportistas, al sufrir grandes pérdidas de líquido a través del sudor, pueden dejar de sentir sed, aunque esto no significa que su organismo esté en una situación de equilibrio entre el líquido que han ingerido y todo lo que han perdido. Así deben beber antes, durante y después de la práctica de dicha actividad física.

Las personas mayores también pueden no percibir la sed y, sin embargo presentar ciertos grados de deshidratación. Y esto se debe a que con la edad, el mecanismo de regulación térmica se deteriora y disminuye esta señal de alerta.