» Hidratación

Deshidratación

Cuando no se reponen los líquidos corporales se produce un desequilibrio hídrico en el cuerpo que da lugar a un estado de deshidratación. Las consecuencias para la salud pueden ser muchas, desde dolor de cabeza, mareos, vómitos, disminución del rendimiento físico y mental, fatiga, aumento del ritmo cardíaco, etc.

La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) especifica cinco grupos de alimentos con un papel clave en la dieta de la población europea, entre los que se encuentran las bebidas analcohólicas (incluyéndose como tales el agua y las bebidas refrescantes) por su capacidad de hidratación.

Según la evidencia científica, tomar distintas bebidas con alto contenido hídrico ayuda a beber la cantidad necesaria. Y si además las bebidas tienen buen sabor es más apetecible beber. Las bebidas refrescantes, compuestas en más de un 90% por agua, son una opción perfecta para saciar la sed y contribuir a beber lo necesario para estar bien hidratado*.

-------

*El estudio ha sido realizado por los doctores Javier López Román, Ana Martínez Gonzálvez, Antonio Luque y José Antonio Villegas García, pertenecientes a la Cátedra de Fisiología del Ejercicio de la Universidad Católica de Murcia.